lunes, 27 de agosto de 2007

Cuidado

Si haces caso a tus obsesiones, éstas se convierten en una droga. Por éso, hay que tener cuidado con cuáles son y sobre todo con la visión o actitud que tienes hacia ellas. No pretendo hacer un dogma, simplemente, lo siento así.

"Pintura suprematista", Malévich,

1916, Óleo sobre tela, 88x70cm, StedelijkMuseum, Amsterdam.

4 comentarios:

Nuria. dijo...

nunca las obsesiones fueron buenas.

un bsazo.

Nuri

zombi dijo...

yo no creo que las obsesiones sean una droga... simplemente son obsesiones, es decir: ideas que con tenaz persistencia asaltan la mente...

no necesitas el objeto de la obsesión, pero como te ves gran parte del tiempo pensando en ello te olvidas de lo demás. y así se pierde perspectiva.

libera tu mente neo...

Álvaro Fernández Magdaleno dijo...

Las obsesiones pueden destruirnos sin que nos demos cuenta.
Un abrazo.
Álvaro

Alan Ken dijo...

Bueno no estoy deacuerdo con nuria creo que las obsesiones no son malas ya que son insentivasiones a mejorarte superarte en ocasiones y eso no es malo lo malo es ke te apliques solo a tu obsesion y entonses si ke es malo ya ke pierdes el rumbo y puedes desviarte muxisimo asike mi opinion es NO DEJES DE TENER OBSESIONES simplemente CONTROLALAS!